Skip to content

Formación carismática (diciembre 2015)

15 diciembre 2015

Artículo publicado en la revista “El Granito de Arena” de diciembre de 2015.

Vivid en gracia de Dios

En este tiempo de Adviento en el que la Iglesia entera grita «¡Ven, Señor Jesús!», continuamos nuestra reflexión sobre Cartilla del catequista cabal con renovada esperanza, conscientes que Dios pronto saldrá a nuestro encuentro y nacerá para hacer posible que lo humano se divinice.

También en la catequesis como en la evangelización se da siempre este encuentro entre lo humano y lo divino, entre lo natural y la gracia. La voluntad de Dios Padre, que en su designio salvífico no para de amarnos y buscarnos, se encuentra con el deseo de todo hombre de abrir su interior al misterio. Dios y hombre están llamados a encontrarse porque, como dijo san Ireneo, la «gloria de Dios es que el hombre viva». Vida que nos la da el Padre enviándonos a su Hijo que viene para que «tengamos vida y vida en abundancia» (Jn 10,10).

Encuentro de dos gracias
El beato Manuel González nos recuerda esta realidad en Cartilla del catequista cabal cuando habla del encuentro de dos gracias, la natural y la sobrenatural. La gracia natural la define, con gran salero, como «una niña muy bonita y, por cierto, hija de un señor largo, que se llama Ingenio y de una señora muy ancha, que se llama Bondad». Para el obispo del Sagrario Abandonado la gracia natural la posee «el que es grato a los hombres». De la misma manera el que es grato a los hombres y a Dios tiene gracia sobrenatural «hasta el punto de que Dios llegue a complacerse y recrearse en él, como un padre en su hijo y en lo que su hijo hace y dice». Por tanto, cuando en una persona se da de modo perfecto esta unión, nos dice D. Manuel, «surgen esas grandes figuras de la historia, centros universales de irresistibles atracciones, prodigios de fecundidad espiritual y de influencias tan dulces, como avasalladoras sobre las muchedumbres de su tiempo y de los tiempos por venir, figuras cumbres del género humano, maestros gigantes de discípulos incontables» (p. 28).

Así pues, como catequistas y evangelizadores estamos llamados a vivir en gracia para ser testigos autorizados de la acción de Dios, porque sólo así nuestro ser y nuestro hacer se parecerán al modo de ser y hacer de Dios. Pero aquí no acaba nuestra responsabilidad sino que hemos de procurar que aquellos a los que anuncio el Evangelio vivan también en gracia de Dios, porque «solamente con ella y por ella vivirán su verdadera y completa vida» (p. 28).

Para crecer en la piedad
Don Manuel nos advierte igualmente que somos débiles y que es difícil vivir y hacer vivir en gracia y nos anima a combatir las flaquezas del barro con la piedad. Para el apóstol de la Eucaristía el remedio para luchar contra nuestra debilidad es la piedad, es decir, crecer en el dulce y devoto afecto con que tratamos a Dios que es nuestro Padre, a la Virgen como nuestra Madre y a la Iglesia como madre nuestra en la tierra.

Como catequistas y evangelizadores podemos ayudar a los niños, a los jóvenes y a las familias a crecer en piedad a través de varios medios que D. Manuel nos recomienda:

  • Con el ejemplo propio del educador
  • Con el consejo oportuno
  • Por la descripción de imágenes, historias o escenas sacadas de la Sagrada Escritura
  • Con el roce consciente con la liturgia

Sentirse amado
Estos medios, nos dice el Beato, nos ayudarán a querer, sentir y obrar al estilo de la familia de Dios. Para D. Manuel no existe ningún resorte pedagógico ni régimen moral que llegue más adentro del niño que sentirse amado por Dios Padre y por María y acompañado por la Iglesia. ¿No os parece un buen reto para seguir trabajando en el anuncio del Evangelio? Os propongo, querida Familia Eucarística Reparadora que vivamos este tiempo de Adviento–Navidad como una gran oportunidad de adentrarnos en el Misterio reconociendo que la gracia que viene a nuestro encuentro está esperando nuestra vigilancia activa formándonos e intentando inculcar a otros el amor por las cosas de Dios.

Sergio Pérez Baena, Pbro.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: