Skip to content

Cartelera recomendada (junio 2017)

22 junio 2017

Artículo publicado en la revista El Granito de Arena de junio de 2017.

Conversar la conversión

Creo saber qué pensamos muchos de los cristianos cuando nos hablan de conversión. Pensamos en personas que eran muy malas y cambian de repente. Pensamos en personas que no pisaban nunca una iglesia y, de pronto, vuelven a la vida sacramental. Probablemente se nos vengan a la memoria casos de creyentes de otras religiones que se pasan al catolicismo.

Nombre: Converso

Duración: 61 minutos
Año: 2017
País: España
Género: Documental
Director: David Arratibel

Sin embargo, creo que todos somos conscientes de que convertirse es más que ir a la iglesia o profesar un credo. De hecho, sabemos que necesitamos convertirnos cada día, aunque ya estemos convertidos.

Convertirse es cambiar de forma de pensar y ver la vida y, por consiguiente, de forma de actuar. Es empezar a ser alguien totalmente diferente, aun cuando se sigue siendo el mismo. De eso trata el documental que, a continuación, recomendamos.
Converso cuenta la experiencia de una familia, en la que de la noche a la mañana entra Dios. El conflicto se genera cuando unos cambian de forma de pensar y de ver la vida y otros siguen igual, pero no pueden permanecer indiferentes, porque, como dice el director, «ya no hablaba el mismo código que ellos».

El título del documental, Converso, hace referencia a un juego de palabras entre conversión y conversación, pues durante todo el tiempo el director conversa con su familia, con cada miembro, les pregunta qué les pasó, qué les llevó a cambiar, qué sienten y cómo viven ahora que son personas nuevas.

Es muy curioso ser espectador de algo tan íntimo, cada uno abre su alma olvidándose de que está frente a una cámara. Y lo que se ve en las miradas es un amor sincero de familia, amor de madre, de hijo, de hermano, de cuñado. Amor.

Y ¿por qué deberíamos ver Converso? Porque veríamos cómo vive una familia del siglo XXI la fe. Cómo se las arreglan para ser trabajadores, estudiantes, padres, músicos y creyentes. Son personas normales que nos enseñan a conversar con la vida y a convertirnos de aquello que nos aleja de la Vida.

También veríamos que se puede conversar con quien piensa diferente siempre y cuando haya amor en las palabras. Las personas que interactúan se aman, más allá y antes de ser creyentes o ateos. Por último, creo que deberíamos ver Converso porque se puede crear una melodía preciosa y podemos cantar de la forma más armónica y bella posible, aunque sea difícil, cuando de verdad estamos dispuestos a aceptar a los demás como son. En este mundo tan intolerante, tenemos el deber de convertirnos y conversar con los que amamos y Dios ama.

Verónica Mª Wasinger García, m.e.n.
Ana Mª Cayuso, m.e.n.
Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: