Saltar al contenido

Cartelera recomendada (noviembre 2022): Cerca de ti

11 noviembre 2022

Artículo publicado en la revista El Granito de Arena de noviembre de 2022.

El amor de un buen padre

Basada en hechos reales, escrita y dirigida por el director italiano Uberto Pasolini, la película Cerca de ti es, por encima de cualquier cosa, una lección de vida con un mensaje inspirador sobre el amor y el sacrificio, que ahonda de forma sencilla y emotiva en la relación entre un padre y un hijo.

Cerca de ti

Duración: 91 minutos
País y año: Reino Unido, 2020
Dirección: Uberto Pasolini
Reparto: James Norton, Daniel Lamont, Eileen O’Higgins
Género: Drama. Basado en hechos reales
Dónde verla: Amazon Prime, y Google Play Películas y YouTube (gratuita)

La película es un drama íntimo a la par que sencillo, que llega directo al corazón gracias, en parte, a las interpretaciones de sus dos protagonistas, y a la naturalidad y al amor que desprende. Todo ello mezclado con una pequeña dosis de crítica social. Sin duda, un cóctel de emociones que convierte la película en una obra entrañable. A menudo, las palabras sobran y se resta importancia a los diálogos, siendo la puesta en escena y las miradas lo más importante.

La trama, que nos sitúa en Irlanda del Norte, habla de la vida de John, un limpiador de ventanas, que a sus 35 años cría solo a su hijo de cuatro años, Michael, después de que su madre los abandonara poco tiempo después de nacer.

La relación entre padre e hijo está basada en un amor puro e incondicional, que se verá afectado por la enfermedad de John. Cuando descubre que esta es incurable y ante el hecho de no contar con más familia, el protagonista deberá enfrentarse a la decisión más importante de su vida: encontrar a una nueva familia capaz de criar, educar y amar a Michael, antes de que sea demasiado tarde. Quiere salvar a su hijo de la terrible realidad de la vida en un frío, impersonal y desestructurado centro de acogida.

El drama de la muerte
En la película se aborda el drama que supone la muerte en la vida del hombre; ese corte radical con la vida, para el que el ser humano no está hecho. ¡Cuántos proyectos sin concluir, cuántos sueños inalcanzables, cuántos deseos que no se harán realidad! En el caso del protagonista, no es solo la ruptura con su propia vida, sino con la de aquel a quien más quiere: el no ver crecer a su hijo, no saber qué estudiará ni en qué trabajará, si será feliz, si encontrará una mujer que lo ame…

Y si la muerte es un verdadero drama para los adultos, para los niños es algo casi inconcebible. ¿Cómo explicarle a un niño pequeño la muerte de su ser más querido? ¿Cómo prepararlo para ello? ¿Cómo hacerle comprender que tendrá que vivir con otra familia? Son algunas de las cuestiones controvertidas a las que la película intenta dar respuesta, desde el punto de vista humano y psicológico, con una extraordinaria ternura, pero a su vez con una tremenda dosis de realidad.

Actos sublimes de amor
Los sacrificios que un padre debe hacer por amor a un hijo y la fuerza que debe sacar en los momentos más difíciles pensando, únicamente, en la felicidad del más pequeño, son el motor de la trama. Todo sacrificio es un acto sublime de abnegación inspirado por la vehemencia del amor por otro.

Cuando escuchamos la palabra sacrificio es fácil pensar primeramente en el sacrificio de Jesucristo en la cruz por toda la Humanidad. Ciertamente todos sabemos que el amor que unos padres sienten por sus hijos es un fiel reflejo del amor que siente nuestro Padre Dios por todos nosotros, que no dudó en entregar a su propio Hijo por nuestra salvación.

En la película se muestra con gran acierto el sacrificio que supone vivir la auténtica paternidad; el olvidarse totalmente de sí mismo, renunciando a lo que más se quiere, incluso a los propios sentimientos o afectos, buscando solamente la felicidad del hijo. Y eso, en el fondo, es lo que hace plenamente feliz a un padre.

El ser humano solo llega a su plena realización en la entrega total de sí mismo. De hecho, podríamos extrapolar el ejemplo del protagonista con su hijo a la vida de cualquier persona, sea padre o no. Todos estamos invitados a entregarnos, porque solo en la entrega sincera, gratuita y generosa se halla la verdadera felicidad.

Ese fue el proyecto del Reino que Jesucristo vino a instaurar con su vida, su ejemplo, su muerte y su resurrección. La película puede ser para nosotros una llamada a plantearnos cómo de radical es nuestro seguimiento de Jesús, cómo de radical es nuestro amor a los demás, y hasta qué punto estamos dispuestos a sacrificarnos por la felicidad de los otros.

Que el Espíritu Santo nos haga experimentar el infinito amor que nos tiene nuestro Padre Dios, para que desde ahí y unidos al Señor, podamos vivir el verdadero gozo de la vida entregada por amor.

Ana Mª Cayuso Prados, m.e.n.
No comments yet

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: